miércoles, septiembre 13, 2006

Días sin significante


Todo está bien como ayer, excepto yo, que no estoy bien; al contrario, tengo los ojos hundidos, el intestino pegado a los huesos y pastillas para adelgazar en los bolsillos. ¿Será que moriré joven?, no quiero pensar en eso, no quiero estrangularme en el baño todavía, pues sería triste para ellos (los que me vean). No sé como existen personas que se matan por amor; si yo sintiera amor por algo, jamás pensaría en matarme.

Hoy he leido el periodico como casí nunca lo hago, tal vez deba dedicarme a ser comunicadora, pienso mientras leo los buenos articulos de gente QUE SI SABE ESCRIBIR, pero no, mejor me quedo con ingenieria, pues mi mano derecha siempre me trae muchos problemas. No importa ser infeliz, lo que necesito es una vida aburrida sin emociones, tal cual la tienen todos los perdedores conformistas.

Ayer me ha llamado un amigo que no veo desde hace años. ¡Que bueno escucharlo!, ahora sé que alguien se acuerda de mi telefono. No quiero que nadie llame a mi casa cuando me muera, no les interesará saber dónde será el velorio; nunca me quisieron de verdad: nunca me regalaron algo en mi cumpleaños ni me prestaron dinero y es allí dónde se mide la amistad en nuestros tiempos.

Antier ví una pelicula de un hombre que estaba enamorado de un imposible: “SU SUEGRO” y que no se daba por vencido; Quería mamarsela a toda costa y aunque nunca logró su objetivo, pudo fotografiarlo desnudo y masturbarse con su foto varias veces. La pelicula fue muy linda y de verdad hasta me saco unas lagrimas por su final tan constructivo: el suegro muere de una enfermedad al corazón y él sigue su vida guardando aquel doloroso secreto, la esposa que era la hija de su amor platonico, resulta metiendose en las cobijas del vecino y cansandose con él ya que su marido era un maricón que no la complacia sexualmente... En fin, una ternura de historia de esas que me ponen a comer crispetas a la loca.

El sábado quería ir a comer helado pero no habia nadie en la casa para invitar, así que compré uno en la tienda de la esquina y al destaparlo, no pude evitar ponerme a llorar por la nostalgía que me causaba tener una mierda de vida y no entender a que horas me había quedado tan sola.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Luis. Uno deberia ser féliz con lo que es o tiene, sacarle el gusto y provecho...pero la mente humana se deja llevar por el medio ambiente y ahi es donde uno queda jodido. Las gorditas son bonitas, quien pierde cálculo tambien son inteligente y los hombres que te hablan o miran .... eso si toca preguntarle a ellos. :)

Anónimo dijo...

Luis. Recuerdo una compañera que era lenta, tanto que llegaba a los limites de bruta. Ademas, sin como conquistar a un nerd. Final de la historia: Ingeniera. Como: multiplicando su dedicación al estudio. A Ella la admiro, si yo estudiaba 8 horas diarias por 7 dias a la semana, ella estudiaba 16 horas diarias por 7 dias a la semana, lenta pero aprendia. :)

...Una Señorita Decente dijo...

BUENO... GRACIAS, ME HAN SERVIDO DE MUCHO TUS CONSEJOS